En Familia / manualidades

¡Decora tu hogar de forma divertida!

En el mercado hay una gran variedad de elementos decorativos, para adornar nuestra casa de manera divertida. Sin embargo, una tendencia creciente es dejar de lado el consumismo y volver a hacer las manualidades, como antaño.

Con un poquito de ingenio y ganas podemos hacer de nuestro espacio un lugar perfecto, utilizando los elementos que más nos gustan, sin invertir tanto dinero como si comprásemos en una tienda. Y si de manualidades se trata, nuestras habilidades pueden ser útiles para personalizar cada rincón: si sabes coser, puedes hacer tus propias cortinas o cojines; mientras que si te agrada pintar – o dibujar – puedes decorar las paredes de tu casa con tus propias obras de arte. Y si te apasiona la jardinería, tal vez ya seas la/el encargad@ de mantener un mini-pulmón verde en tu hogar.

Las plantas dan vida y color a los espacios, por lo que contar con al menos una en cada espacio resulta ideal. Podemos optar por una planta clásica, o bien, por terrarios: hermosos mini jardines que puedes cultivar en tu propia casa. Estos elementos decorativos se venden como pan caliente, pero en realidad son muy fáciles de hacer. Solo necesitas unos pocos elementos.

¿Cómo hacer un terrario?

Simplemente requerimos de un recipiente transparente (frasco, pecera o tetera antigua, de boca ancha), suculentas y/o cactus (cuyas patillas podemos pedir a amigos o familiares), piedrecitas decorativas y otros elementos en tamaño pequeño para ir decorando (por ejemplo, budas, cuarzos o cualquier miniatura que nos parezca digna de lucir) Las piedras pueden ponerse bajo o sobre la tierra, formando capas. La distribución de las suculentas también queda a tu imaginación.

Hacer manualidades es una actividad beneficiosa a todo nivel, porque nos mantiene ocupados, impulsa nuestra creatividad, obtenemos algo único y si ocupamos elementos reciclados, contribuimos con el medio ambiente y le daremos un estilo decorativo y divertido a nuestro hogar.

terrario